Servicios Financieros

Los préstamos con garantía hipotecaria permiten obtener dinero de forma urgente y segura

En la vida, pueden suceder una múltiple cantidad de imprevistos que no solo llegan a sorprender, sino que también pueden costar una gran cantidad de dinero y que deben pagarse de inmediato. Ante este panorama, una de las soluciones más efectivas y seguras es solicitar un préstamo de garantía hipotecaria.

Los préstamos con garantía de escrituras pueden solucionar de forma rápida, segura y efectiva problemas relacionados con pagos de deudas. De hecho, es uno de los métodos de financiación más populares porque permite obtener grandes sumas de dinero en un corto período de tiempo.

¿Qué son los préstamos con garantía hipotecaria?

También denominado garantía de propiedad, los préstamos de garantía hipotecaria es un préstamo personal a través del cual una familia utiliza un inmueble de su propiedad como garantía de pago del préstamo. Es decir, las casas o apartamentos son colocados como aval para la persona o entidad que otorga el crédito, así el solicitante puede saldar sus obligaciones de crédito con su inmueble, en caso de no poder pagar la totalidad del préstamo personal. Entre las razones por las que este método crediticio es uno de los más solicitados en México, se debe principalmente a los siguientes beneficios:

  • Préstamos personales de hasta el 50% del valor del inmueble
  • Posee una tasa de interés fija del 16% al 22%.
  • Pueden ser liquidados en un plazo de hasta 15 años
  • Se trata de un proceso de poca burocracia y 100% en línea
  • Préstamos de garantía hipotecaria aprobados en menos de 24 horas

Requisitos y documentación necesaria para los préstamos con garantía hipotecaria

Los préstamos de garantía hipotecaria son una excelente oportunidad para que las personas puedan obtener grandes sumas de dinero de forma rápida, segura y que puede ser utilizado para lo que más le convenga. En este sentido, este tipo de préstamo es conocido por sus fáciles requisitos:

  • El prestatario debe tener una edad comprendida entre los 18-25 y 70 años.
  • Debe contar con una antigüedad en su trabajo de 6 meses, como mínimo
  • Demostrar ingresos estables
  • Poseer un inmueble para el aval, ya sea un apartamento, casa, local u oficina

Asimismo, es importante resaltar que la documentación que se exige a la persona que solicita un préstamo de garantía hipotecaria puede variar de acuerdo a cada entidad financiera. Sin embargo, entre la documentación más común se encuentra:

  • Documento de identificación oficial vigente, como el INE o pasaporte
  • Una factura de servicios públicos, que compruebe el domicilio del inmueble a hipotecar
  • Comprobante que demuestre que el prestatario cuenta con ingresos estables

Los préstamos de garantía hipotecaria permiten obtener de forma rápida entre el 50% y 70% del valor del inmueble que se coloca como aval.

author avatar
Yesica Flores
Soy Yes, blogger desde hace más de 15 años. Contacto [email protected]

Yesica Flores

Soy Yes, blogger desde hace más de 15 años. Contacto [email protected]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.