Jueves 20 de abril de 2017 — Todos los días los automovilistas chilangos nos enfrentamos a un sin número de dificultades en el camino. Esta gran metrópoli ofrece un cóctel que engloba manifestaciones; baches y calles en remodelación; transporte público sin respetar el reglamento de tránsito; una gran cantidad de autos circulando en la zona metropolitana. Todo esto propicia que el manejo en esta selva de asfalto sea, además de un reto, toda una proeza.

De acuerdo con las Estadísticas de Vehículos de Motor Registrados en Circulación (VMRC), 2014 del Instituto Nacional y Geografía (INEGI), 4.7 millones de autos se encuentran registrados en la CDMX, cantidad que representa el 12% del total de vehículos en el país (38 millones). Sin embargo, si sumamos a éstos los vehículos del Estado de México, de los cuales una buena parte circula en esta gran metrópoli, la proporción se eleva de forma exponencial.

Con tantos coches circulando por esta caótica urbe, estamos prácticamente obligados a tener un comportamiento civilizado; pero es posible que no siempre nos comportemos a la altura para tener una sana convivencia. Auto Chilango, la app móvil que ayuda a los conductores de la CDMX y Estado de México en la gestión y administración de sus autos y motocicletas, te da el siguiente test para que sepas qué tipo de chilango eres al volante:

Chilango Ejemplar

1.- ¿Estás al pendiente de la vigencia de tu licencia de conducir?

2.- Antes de que venza tu seguro de auto, ¿buscas inmediatamente a renovarlo?

3.- Si alguna vez llegas a tener un percance con otro automovilista, ¿esperas a los ajustadores y cuentas la verdad aunque ésta no te favorezca?

4.- ¿En un alto te detienes por completo antes de las líneas peatonales?

5.- ¿Realizas la verificación de tu vehículo, cuando menos 2 semanas antes de que venza el plazo determinado?

Si respondiste que Sí a por lo menos 3 de las 5 preguntas anteriores, te informo que estás en peligro de extinción. Los chilangos ejemplares tienen en óptimas condiciones mecánicas sus automóviles; nunca se les pasa una verificación y cuando van en marcha y quieren dar una vuelta, ponen sus direccionales para dar aviso. Un chilango ejemplar nunca da mordida a un policía y mucho menos maneja después de haber ingerido alcohol.

Chilango Distraído

1.- Cuando vas manejando y antes de llegar a un cruce te percatas que el semáforo ha cambiado a amarillo, ¿decides acelerar?

2.- ¿No recuerdas la última vez que le hiciste el servicio al carro?

3.- ¿La última vez que intentaste verificar tu carro lo hiciste en la semana final del período correspondiente y no pasó la prueba porque tenias una multa sin pagar?

4.- ¿Rebasas los límites de velocidad si te percatas que no hay algún radar o patrulla en tu camino?

5.- ¿Has caído alguna vez en el “Torito” porque se te pasaron por poquito las copas?

Si te sentiste identificado en al menos 3 de las 5 preguntas anteriores, debes saber que eres un chilango distraído. Mantener un automóvil no es sencillo ni mucho menos barato; sin embargo, entre menos estés al pendiente de las responsabilidades que implica tener un coche, será más costoso para ti. Multas, corralones, composturas, arrastres de grúas, entre otros, serán pagos extras que bien podrías evitarte.

Si un día anduviste más distraído de lo normal y usaste el teléfono celular mientras conducías (multa de $2,448 pesos); adicionalmente diste una vuelta prohibida (multa de $2,098 pesos); y no traías el cinturón de velocidad (multa de $699 pesos); podrías tener que invertir más de 5 mil pesos en pagos, esto sin contar el costo por una reparación (costo promedio aproximado de $2,000 pesos).

Chilango Irresponsable

1.- ¿Has conducido en estado inconveniente?

2.- ¿Sueles estacionarte en lugares exclusivos para personas con discapacidad?

3.- ¿Tienes vencida la licencia de conducir y no has verificado el auto desde hace un año?

4.- ¿Mandas mensajes de texto mientras conduces y no respetas las señalizaciones?

5.- ¿Nunca has contratado un seguro de auto?

Si respondiste de forma afirmativa a 3 de estas 5 preguntas, deberías considerar otras alternativas para transportarte y no usar el volante.

En la actualidad es mucho más sencillo ser un chilango ejemplar que uno irresponsable. La tecnología desarrollada en aplicaciones como Auto Chilango, permite a los automovilistas llevar un control sencillo y ordenado sobre todos los trámites, responsabilidades, y hasta a quién pedir ayuda en caso de tener una emergencia.

Cada vez que salgas de tu casa hazte alguna de las preguntas anteriores y trata de ser un Chilango Ejemplar. Tus seres queridos y todos los habitantes de esta gran ciudad te lo agradeceremos.