Cinco tips para aprender a invertir y tener el negocio de tus sueños

Emprender un negocio es el sueño de muchas mujeres mexicanas: desde poner un restaurante hasta hacer prendas con un diseño único, son parte de los emprendimientos que en el país lideran mujeres.

El ‘chip’ emprendedor está en el ADN de los mexicanos. Al segundo trimestre de este año, 12.5 millones de mexicanos trabajaban de forma independiente, y de esa cifra 5.1 millones son mujeres, de acuerdo con datos de la Encuesta de Ocupación y Empleo (ENOE), que publica el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi). [1]

Tener una idea y materializarla no es sencillo, porque para echar a andar nuestro negocio -según el giro y el tipo de emprendimiento-, es necesario contar con capital para comenzar con el sueño.

Si tienes en cuenta que ahorrar te ayuda a cuidar tu patrimonio, pero tomar la decisión de realizar una inversión te da la oportunidad de comenzar con un plan a mediano y largo plazo, entonces cortar el listón de tu emprendimiento será más sencillo.Si ya tienes un negocio, las inversión te ayudará a crecer el capital para aumentar tu catálogo de productos y crecer tu negocio

En el país, el 51.4% de la población son mujeres, y cada vez tienen tienen un papel más activo en los ámbitos social, económico y político, por tanto,dentro de los servicios financieros, hay algunos orientados al mercado femenino. [2]
201
Si ya tomaste la decisión de convertirte en una exitosa inversionista para ser emprendedora, te compartimos cinco consejos financieros, para que des los primeros pasos hacia el negocio de tus sueños.

Crea un plan
Detrás de toda mujer inversionista exitosa hay un plan financiero que la respalda. Para comenzar con este plan, fija una meta en dinero para que establezcas el tiempo en el que lograrás el objetivo de tu inversión.
En este plan debes considerar el presupuesto con el que cuentas para que elijas el instrumento financiero para incrementar tus recursos. [3]
Define tu perfil de inversionista
Definir tu perfil de inversionista depende de tu edad, tu situación patrimonial y, sobre todo, de qué tan dispuesta estás a arriesgar tu dinero.

La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) establece tres perfiles de inversionista: [4]

1) Conservadora: las mujeres menos tolerantes al riesgo. Si eres de este grupo, invierte en instrumentos de deuda.

2) Moderada. Tiene menos aversión al riesgo. En este grupo invierte un porcentaje moderado de su dinero en deuda y renta variable (acciones).

3) Agresiva. La inversionista agresiva quiere ganar más y, por tanto, está dispuesta a asumir mayor riesgo. Si este es tu perfil, destina un mayor porcentaje de tu inversión a la renta variable.

Compara antes de elegir

Antes de firmar un contrato de inversión, compara las opciones con las que cuentas en el mercado financiero, para que conozcas los productos que tienes al alcance, y compares comisiones y rendimientos que se adecuan a tu perfil de inversionista.

La Condusef cuenta con el Buró de Servicios Financieros, herramienta que tiene como objetivo que los usuarios evalúen los diferentes instrumentos financieros. [5]

Entre los productos financieros en los que puedes invertir están los Cetes, Bonos, Pagarés con Rendimiento Liquidable al Vencimiento, y las Sociedades de Inversión mejor conocidas como Fondos de Inversión. Recuerda que diversificar tu inversión, es la mejor forma de disminuir riesgos. [6]

Elige el plazo adecuado

Los instrumentos de inversión tienen diferentes plazos, y debes tener en cuenta que una inversión requiere tiempo para que puedes ver las ganancias que genera, por ello, debes elegir un plazo que se adecue a tus objetivos y que no ponga en riesgo tu patrimonio.

Toma en cuenta que las inversiones que dan frutos en un lapso menor con rendimientos extraordinarios no existen, por tanto, debes tener cuidado si alguien te ofrece ganancias exorbitantes porque puede ser un fraude, de acuerdo con recomendaciones de Condusef. [7]

Acude con un profesional
Acudir con un asesor financiero es una opción que no debes ignorar. La orientación de un experto te ayudará a despejar dudas sobre el producto que contrates. Pregunta todo lo que se te ocurra, por más simple que parezca, desde comisiones hasta las penalizaciones por retirar tu inversión antes de finalizar un plazo.

Recuerda que no debes invertir en algo que no entiendas, porque será más complicado que conozcas los beneficios ligados a tu inversión.

Principal te recomienda diversificar tus inversiones de acuerdo a objetivos o metas financieras, conjugando metas, plazos y perfil de inversionista.

Por: Principal

Acerca de Principal®
Principal ayuda a personas y empresas de todo el mundo a construir, proteger y avanzar en su bienestar a través de soluciones financieras para el retiro y gestión de activos que se adaptan a la vida de las personas. A nuestros colaboradores les apasiona ayudar a los clientes con todo tipo de portafolios y necesidades para alcanzar sus metas, ofreciendo soluciones reales y experiencia en inversiones que hacen posible el progreso financiero en su vida. Para obtener más información, visítanos en principal.com.mx

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.