Apps

Encuesta global muestra que los usuarios de apps quieren mayores protecciones contra fraude

La plataforma de ciberseguridad Appdome presentó su nuevo estudio global sobre las expectativas de los consumidores para la seguridad en aplicaciones móviles. El reporte muestra datos detallados considerando las respuestas de 25 mil usuarios de 12 países, que compartieron información sobre su uso de apps, y expectativas en torno a la seguridad y protección contra fraude, malware y otras amenazas.

La encuesta realizada por tercer año consecutivo muestra nuevamente que las apps para dispositivos móviles son el canal preferido a nivel mundial, sobre otras plataformas digitales o sitios web. El reporte también revela que los consumidores se preocupan profundamente por su seguridad al utilizar apps desde sus smartphones.

Una abrumadora mayoría de consumidores, el 82%, exigen un nuevo enfoque frente al fraude en dispositivos móviles: prevenir de forma proactiva estos ataques antes de que ocurran, en lugar de reembolsarlos después de que se haya producido. Esto representa un importante cambio en el enfoque de protección y prácticamente deja obsoletas las soluciones antifraude existentes.

La encuesta también mostró que más de la mitad de los usuarios encuestados, el 56%, dijeron que las marcas con apps móviles y sus desarrolladores deberían ser responsables de garantizar una experiencia de consumo segura. 

Además, cuatro de cada diez personas (42%) afirman que personalmente o alguna persona cercana han sido víctimas de un ciberataque, fraude móvil o malware.

«Teniendo en cuenta estos hallazgos, las marcas y empresas que ofrecen apps para dispositivos móviles y que buscan impulsar la adopción, reducir el costo de adquisición de clientes y lograr mayores volúmenes de transacciones, deberían tomar nota. La seguridad es fundamental para cualquier estrategia de apps móviles», explica Richard Stiennon, fundador y analista jefe de investigación en IT-Harvest, y autor de la introducción al reporte de Appdome de este año.

La falta de protecciones en las apps frente a amenazas como fraude y malware puede tener consecuencias nefastas para las marcas: 74% de los usuarios afirman que probablemente dejarían de usar una app si sufrieran una brecha de seguridad. Del mismo modo, el 67% dejarían de utilizar una app simplemente por la percepción de que carece de protecciones suficientes.

Del otro lado, las marcas con aplicaciones móviles pueden obtener recompensas al proteger a sus usuarios: un abrumador 94% de los consumidores dicen que recomendarían a marcas cuyas apps cumplan o superen sus expectativas de seguridad.

La tendencia de consumo global por medio de apps genera una expectativa mayor de seguridad sobre otras funciones

A medida que los consumidores se alejan cada vez más de los canales web, ha surgido una fuerte demanda de seguridad en las aplicaciones móviles. El 85% de los encuestados consideran que las protecciones contra amenazas de seguridad, fraude y malware son igual o más importantes que las nuevas funciones de una app.

De manera similar, el 48% de los usuarios en todo el mundo afirmaron que necesitan “la mejor protección” cuando utilizan sus apps; es decir, “proteger el inicio de sesión y los datos, detener el malware y prevenir el fraude móvil”. Esto es 554% más que el número de usuarios que dijeron que es suficiente proteger solamente el inicio de sesión.

Estas revelaciones deberían impulsar a las marcas y sus equipos de desarrollo a trabajar juntos y cambiar su enfoque y presupuestos de seguridad dando prioridad a sus aplicaciones para dispositivos móviles.

«Las apps siguen siendo una fuerza dominante en el panorama del consumidor, dando forma a una narrativa en la que la base misma de la lealtad a la marca podría estar anclada en la seguridad», dice Tom Tovar, CEO y cocreador de Appdome. «A medida que más marcas intentan conectar con sus clientes a través de aplicaciones móviles, es necesario que trabajen estrechamente con los equipos de ciberseguridad para brindar tranquilidad a los usuarios, escuchando sus demandas por mayor protección».

No es sorprendente que los consumidores más jóvenes marquen tendencia en el uso de apps móviles en general y específicamente para realizar compras. Por ejemplo, el 60% de los usuarios entre 25 y 44 años y el 51% entre 18 y 24 años prefieren realizar compras en apps desde sus dispositivos móviles sobre cualquier otro canal.

De hecho, entre todos los grupos de edad el uso de aplicaciones móviles se sitúa por encima de los canales digitales o sitios web. Más del 40% de los consumidores pasan más tiempo en aplicaciones móviles. Las categorías que reportaron mayores aumentos son las apps de viajes compartidos con 17%, las de salud y bienestar con 13%, y turismo con el 8% en comparación con 2022.

Finalmente, el 55% de los consumidores globales clasificaron al «fraude sintético», que incluye el robo de identidad, la apropiación de cuentas (ATO), las apps o transacciones falsas y ataques similares como su principal temor al utilizar aplicaciones móviles. El 24% de los encuestados consideran que la marca o el desarrollador no se preocupan por sus necesidades de seguridad, que es la preocupación de más rápido crecimiento en los últimos años.

author avatar
Yesica Flores
Soy Yes, blogger desde hace más de 15 años. Contacto [email protected]

Yesica Flores

Soy Yes, blogger desde hace más de 15 años. Contacto [email protected]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.