Tickets de compra: Un problema que afecta al medio ambiente a nivel mundial

Afortunadamente, cada día el mundo tiene más conciencia del impacto ecológico negativo que tienen muchos hábitos diarios a corto, mediano y largo plazo. Esto quiere decir que tanto las empresas como las personas están buscando generar el menor impacto ambiental posible, al igual que nuevas políticas que protegen al medio ambiente y que cada vez cuentan con nuevas exigencias.

En Estados Unidos, una franquicia de farmacias genera hasta 2.51 millones de kilómetros de papel en tan solo una sucursal; y según estudios se podrían dar hasta 63 vueltas al planeta con tickets desperdiciados. Se aproxima que la industria del papel térmico que se utiliza para crear tickets, gasta alrededor de 9 mil millones de galones de agua tan solo en Estados Unidos, y consume aproximadamente 3 mil millones de árboles. Además de que cada año, se desperdician 312,000 toneladas de papel solo en tickets de compra. Lo más impactante de esta cifra, es que muchas veces la vida útil o el propósito de un ticket impreso es de segundos, ya que al momento de que es entregado al consumidor, la persona suele tirarlo a la basura. 

La industria del papel a nivel mundial ocupa el quinto lugar en el sector industrial en consumo de energía, además de ser la industria que más agua utiliza por tonelada de papel producido. 

Una de las ecotrends a nivel global es no usar papel. Una de las soluciones que encontraron las empresas para generar menos basura es buscar opciones digitales, electrónicas y móviles para no ser invasivas con el medio ambiente al entregar los tickets de compras. 

Entre las empresas preocupadas por esta problemática mundial, se encuentra Airpop, una empresa mexicana que actualmente trabaja en 51 países, y recientemente comenzó a operar en México; migrando los tickets impresos a digitales. En el 2018, le ahorró a las empresas el uso de 17 toneladas de papel y entregó 4.8 mil millones de tickets digitales.
Además de enfocarse en el impacto ambiental, han creado una nueva forma de comunicarse con el consumidor por medio del conocimiento de sus hábitos de compra mediante inteligencia artificial, ofreciendo experiencias de compra personalizadas para cada uno de sus clientes.   

Además de las repercusiones ecológicas, los tickets impresos, son creados por procesos térmicos que tienen efectos negativos en la salud, ya que el papel es cubierto con Bisfenol A y Bisfenol S. Estas sustancias afectan progresivamente a la salud a largo plazo. Dichos químicos tienen una relación directa con algunas enfermedades como: diabetes tipo dos, condiciones tiroideas, daño fetal, daños en la próstata en bebés y niños e inhibición reproductiva. El mundo está cambiando y es por esto que cada vez más podemos ver cómo los procesos digitales no sólo facilitan la vida diaria, sino favorecen al mundo. Solamente con migrar a tickets electrónicos, las empresas generarían un impacto positivo y permanente en el mundo.  

Deja un comentario