El Internet satelital puede contribuir a la educación, la salud y los negocios en México

En 2018, el promedio de conexión a Internet en México pasó de 7.59 Mbps a 5.69 Mbps, lo que permite la implementación de conexiones de banda ancha más eficientes con la finalidad de promover la inclusión digital.

El Internet satelital puede ser la solución ideal para las comunicaciones en México, especialmente después de que en 2018 el país cayera 29 lugares en un ranking mundial de velocidad a conexiones de banda ancha, el cual clasificó a 200 países de todo el mundo. Este sistema ofrece una alternativa rentable y de alta calidad frente a los canales de telecomunicaciones tradicionales, lo que hace de esta tecnología una opción viable ante el panorama actual de conectividad en el país.
Kevin Harkenrider, presidente de Servicios de Banda Ancha de Viasat, señaló: “El Internet satelital tiene una serie de ventajas clave en comparación con el Internet terrestre, incluyendo mayor disponibilidad, escalabilidad y un bajo costo para el despliegue y mantenimiento, especialmente en áreas rurales y remotas, pero también en aquellas zonas suburbanas y urbanas donde aún cuentan con redes inalámbricas de baja calidad. Adicionalmente, la banda ancha satelital puede competir contra otras opciones de telecomunicaciones pues ofrece velocidades de hasta 100 Mbps, la conexión más rápida del mundo”.

En este contexto, Viasat ofrece su servicio de Wi-Fi Comunitario a través de puntos de acceso vía satélite, así como conexión a Internet directo a las empresas. En abril de 2019, la compañía global lanzó un nuevo programa en el que está configurando 75 sitios seleccionados por el gobierno para implementar accesos a Wi-Fi de alta velocidad. Los sitios incluyen escuelas, bibliotecas, clínicas de salud y otras ubicaciones institucionales que pueden ayudar a promover el comercio electrónico local y la economía mexicana. A partir de esto, Viasat destaca tres sectores clave en los que se puede aprovechar este tipo de tecnología para lograr la inclusión digital y mantener conectados a todos los sectores de la población.

Educación

En el ámbito educativo, el acceso a banda ancha se puede utilizar como una herramienta de aprendizaje y una fuente para acceder a material digital. Sin embargo, en el país todavía existe una gran brecha en materia de educación en línea y banda ancha en las escuelas, principalmente debido a que la instalación en zonas remotas ha sido difícil, pues llevar el equipo necesario a estas regiones no es rentable para los proveedores tradicionales debido a las condiciones geográficas. De acuerdo con datos oficiales, en el sector público más de la mitad (52%) de las escuelas primarias, el 44.1% de las secundarias y el 29.7% de las preparatorias no tienen acceso a servicios de banda ancha.

El Internet satelital puede ser un gran aliado del sistema educativo ya que es una manera rápida y rentable de proporcionar conexiones de calidad en las ubicaciones más difíciles de alcanzar, donde el servicio es deficiente o inexistente. Un ejemplo es el Wi-Fi Comunitario de Viasat, el cual, en colaboración con Prosperist, ha puesto este recurso al alcance de más de un millón de personas que viven y trabajan en comunidades rurales al ofrecer velocidades de hasta 100 Megabits por segundo a un precio mínimo de 10 pesos.

Salud

Tener acceso a la salud digital es una tendencia mundial importante, ya que permite relaciones más directas entre médicos y pacientes. Desafortunadamente, México tiene una de las tasas de esperanza de vida más bajas, según información de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), lo que puede explicarse, en parte, por la cantidad limitada de recursos digitales disponibles.

Una conexión a Internet satelital rápida y confiable podría ayudar en hospitales así como centros de salud de todo México a fortalecer las actividades que permitan salvaguardar vidas, tales como consultas médicas o diagnósticos en línea, intercambio de información entre médicos especialistas, educación médica, uso de herramientas tecnológicas para exámenes, pruebas, archivos y más. Con acceso a banda ancha, los médicos pueden brindar una atención personalizada a los pacientes, incluida una disminución en el tiempo de espera para obtener resultados, lo que representa un valor agregado para la gente.

Negocios

La conectividad está directamente relacionada con el crecimiento económico de una nación. Según el Banco Mundial, por cada 10% de incremento en la penetración de banda ancha, el Producto Interno Bruto (PIB) de un país crece 1.38%, mientras que la productividad laboral aumenta 1.5%. Por esto, la banda ancha satelital se posiciona como una solución para eliminar obstáculos como la falta de infraestructura y de desarrollo.

Las empresas en México requieren de una conexión de alta velocidad y acceso a aplicaciones comerciales esenciales para ofrecer servicios primarios, colaboración a través de la Nube, voz sobre IP (VoIP), correo electrónico, transacciones en puntos de venta, transferencias de archivos a alta velocidad, transmisión de video, aplicaciones en el Internet de las Cosas (IoT) y más. Este recurso también se puede usar como respaldo, al proporcionarle a las compañías una conexión secundaria a Internet en caso de que su fuente principal falle, generalmente debido a interrupciones sufridas por la infraestructura terrestre. Centrándose en estas necesidades, Viasat, a través de una asociación estratégica con Ubix, ofrece un sistema de Internet vía satelital a empresas y negocios de todo el país.

“El acceso a Wi-Fi confiable y de alta velocidad puede habilitarse vía satélite, especialmente porque es una opción rentable para lograr la inclusión digital y el desarrollo de comunidades a partir de conexiones eficientes que aumenten la calidad de vida de las personas”, concluyó Harkenrider.

Deja un comentario