El diseño de los espacios de trabajo influye en la atracción y retención de talento, así como en su productividad

La arquitectura y diseño de los espacios de trabajo han cobrado nueva relevancia en cuanto a la retención de talento post pandemia, afirman los especialistas de AEI Spaces, firma internacional de arquitectura y diseño, quienes también advierten sobre la necesidad de transformar oficinas y negocios para ofrecer ambientes que inspiren seguridad e incentiven el desarrollo profesional de sus colaboradores, lo que también beneficiará a la organización. Durante los últimos años, el mercado laboral se ha transformado de manera importante y de acuerdo con estudios especializados, la retención y atracción de talento son unos de los principales desafíos que la mayoría de las organizaciones tienen frente a sí, por lo que es muy recomendable que las empresas consideren acciones concretas para atraer y retener al mejor talento, entre las que están reconfigurar sus espacios de trabajo.

Generalmente asociamos la solución a la retención de talento con incentivos y bonos salariales, sin embargo, los espacios en los que los profesionales desarrollan sus actividades también son determinantes. De acuerdo con el “Indicador de horas trabajadas OCDE”, los mexicanos destinan 2 mil 124 horas anuales a su trabajo, lo que representa un promedio de 43 horas a la semana. (En contraste, los alemanes en promedio trabajan 1,363 horas al año) por lo que los espacios en los que pasan todo

ese tiempo tienen un valor decisivo. Post pandemia, los colaboradores valoran trabajar, cuando lo tienen que hacer presencialmente, en espacios que permiten la interacción entre expertos de distintos perfiles para hacer más eficientes sus labores y en lugares que incentivan el trato horizontal entre empleados de perfiles senior y junior. Ahora las actividades que se desarrollan en oficinas requieren cooperación e intercambio de ideas, sobre todo cuando se trata de ofrecer propuestas novedosas y resolver problemas complejos.

Asimismo, para los colaboradores el espacio de trabajo virtual es igual de importante que el físico. La irrupción del trabajo remoto y de conceptos como los metaversos han impulsado la exigencia a sus empleadores plataformas de trabajo veloces y fluidas, así como espacios virtuales a la vanguardia como parte de su infraestructura, por lo que una de las tenencias en los espacios arquitectónicos es, además de readecuar las oficinas físicas, también desarrollar espacios para las interacciones en los metaversos.

De acuerdo con los especialistas de AEI Spaces, los espacios de trabajo ya no se consideran un lugar al que se va por obligación, sino por la necesidad de compartir con otros.

La oficina ya no es un espacio rígido, sino un lugar en el que existen amenities como vegetación, espacios abiertos y colores acordes con los objetivos espaciales.

La oficina se ha transformado y alivia el estrés del trabajo en casa. Ahora el trabajo remoto es el que produce estrés y la oficina es el lugar donde encontramos mejores ambientes para el desarrollo de actividades profesionales, y también son factores que incentivan la atracción y retención de talento.

“La pandemia ha traído un sentimiento de soledad y de necesidad de estar con otras personas. La oficina debe prestarse para eso” puntualizan. Los espacios deben complementarse con servicios que alivien las cargas del hogar de los trabajadores y aumenten su productividad. Por ejemplo, un comedor o cafetería donde la empresa ofrezca alimentos saludables y balanceados a sus colaboradores para que no tengan que cocinar en casa o preocuparse por pedir comida de sitios distintos a la oficina.

De acuerdo con los arquitectos y diseñadores de AEI Spaces, para que el diseño de una oficina sea exitoso son fundamentales tres cosas:

  • Realizar un estudio específico de la organización para entender sus necesidades.
  • Entender cómo aportar a la creación de espacios que respondan a la organización.
  • Ofrecer mejoras espaciales y organizacionales.

Actualmente el diseño de los espacios de trabajo incluye entrada de luz natural e incorporación de plantas y otros elementos vegetales, así como sistemas de ventilación y control de humedad. También el concepto de biofilia “es un componente casi necesario en la concepción de un espacio. En esencia es pensar en cómo traer la naturaleza a los espacios arquitectónicos” añaden. También es altamente recomendable que se incorporen espacios de áreas abiertas, áreas comunes y privadas, espacios personalizados y minibibliotecas. Finalmente, un caso de éxito son las oficinas de una empresa de tecnologías de la información y desarrollo de software, diseñadas por AEI Spaces, en las que se buscó que la oficina contase con espacios para jugar, como medio para mitigar el estrés, por ello se incluyeron, entre otras áreas, un boliche y una sala de videojuegos, que han demostrado ser un plus al momento de la contratación y retención de talento al tiempo de posicionarla como una empresa referente por sus instalaciones.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.