De la impresora a la pared, cómo preparar tus impresiones para una exposición

Son muchos los fotógrafos que sueñan con imprimir y exponer su trabajo pero no saben cómo hacerlo. Hay que tener en cuenta un gran número de factores, como el tipo de papel, los ajustes de impresión o los marcos, lo que puede resultar una aventura compleja pero muy emocionante. Es por esto que Canon Mexicana, líder en soluciones integrales de imagen digital, te da algunos consejos para conseguir el mejor resultado al momento de la impresión. 

Según los expertos, para garantizar la calidad del producto final, se debe controlar todo el proceso de trabajo, desde la captura hasta el enmarcado. Algunos de los principales motivos por inclinarse por una impresora fotográfica imagePROGRAF PRO de Canon, es la amplia gama de colores (la extensa variedad de colores que se pueden representar de forma precisa) que ofrece el sistema de tinta de pigmento LUCIA PRO. Además, al no tener que cambiar de tinta y contar con canales separados para las tintas negro mate y negro para fotos, se obtiene mejores resultados.

De acuerdo con los conocedores del tema, hay 5 puntos clave que hay que tener en cuenta para la impresión y exposición de fotografías, desde la elección del papel hasta los soportes y los marcos.

1. Seleccionar el papel apropiado

El papel fotográfico se puede clasificar en tres tipos según su superficie: satinado, semibrillo o lustre y mate. Muchos fotógrafos prefieren un acabado específico, pero el papel lustre suele ser bastante popular porque cuenta con una textura en su superficie que reduce el reflejo de los destellos y plasma a la perfección los detalles de las sombras, con negros más profundos que los de un papel mate.

2. Uso de software

Una situación que ocurre al fotografiar bajo el agua sobre un fondo oscuro, es que las condiciones de baja iluminación y ciertos tipos de tejidos pueden generar imágenes granuladas o ruido digital. El software de edición de Canon Digital Photo Professional (DPP) resulta muy útil a la hora de reducir el ruido de los archivos RAW.

Por otro lado, el software Professional Print & Layout (PPL) de Canon es capaz de leer los datos de asignación de profundidad de los archivos DPRAW y dar más nitidez a la imagen impresa de forma selectiva en las áreas de enfoque, lo que mejora considerablemente el nivel de detalle. Primero es necesario editar las imágenes en DPP y, a continuación, utilizar la opción de impresión de archivos DPRAW en PPL.

3. El color

La gestión del color es un elemento muy importante a la hora de realizar buenas impresiones, para ello es necesario contar con un monitor bien calibrado y con el perfil adecuado que ofrezca una amplia gama de colores. Para lograr que los colores de las impresiones tengan un acabado lo más parecido posible al que se aprecia en la pantalla, una recomendación es configurar el punto blanco del monitor a 5000° K, ajustar el brillo o la luminancia en 120 cd/m2 y utilizar una lámpara fluorescente D50 para evaluar las impresiones.

4. La selección de los soportes y marcos

Cuando se cuelga una imagen en la pared y se intenta captar la atención del espectador, es importante utilizar un marco que la haga lucir especial, como si se tratara de una obra de arte, sin embargo, el soporte y el marco no deben distraer la atención de la imagen en sí.

5. La selección de imágenes

Seleccionar las imágenes apropiadas para una exposición puede ser todo un desafío. Una pregunta recurrente es si debe escoger un tema o se debe intentar crear una narrativa o simplemente seleccionar las mejores fotografías. En opinión de los expertos, el objetivo de una exposición debe ser mostrar el mejor trabajo, aquel que destaca por encima del resto.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.