Brand Safety encabeza los retos de las marcas para el 2019

La aplicación de mecanismos que velan por la seguridad de marca ayudarán a deshacerse de los ad-blockers y generar una conexión de fidelidad con el usuario.

El uso cada vez más extendido de ad-blockers sirve como llamada de atención para los anunciantes, publishers y agencias, pues significa que su publicidad se percibe como intrusiva y molesta para los usuarios. Escapar a la constante amenaza que representa el bloqueo de anuncios puede parecer todo un reto, sin embargo, la clave para hacerlo es enfocarse en la seguridad de marca.
De acuerdo a Teads, la plataforma global de medios, para mejorar la experiencia publicitaria es necesario crear un ecosistema más limpio, que asegure la visibilidad de cada marca colocándola en sitios que aseguren valores alineados con la misma.

“Desde Teads hemos identificado que una de las principales razones por las que los usuarios recurren al bloqueo de anuncios es que las campañas no transmiten confianza o se ubican en espacios poco seguros. Por ello, hemos desarrollado herramientas que contribuyan al posicionamiento de las marcas, al tiempo que brindan el poder al usuario para decidir cómo y dónde interactúan con su contenido”, afirma Mayra Contreras, Managing Director para México en Teads.

El ubicar una campaña digital en entornos seguros, como en artículos de contenido editorial profesional, asegura una mayor visibilidad y menor saturación de contenido, sin embargo, muchas veces hay que ir más allá. Herramientas como Grapeshot, utilizada por Teads, permiten incorporar segmentación contextual, es decir, filtrar la campaña según los textos que rodean al anuncio.

Aunque la publicidad en video ha encontrado mayor aceptación en el público target, esta aún batalla con la amenaza del bloqueo de publicidad, dado que no se limita solo a los formatos display. De acuerdo con Mayra Contreras, estudios de Teads en los últimos años demuestran que los usuarios utilizan ad-blockers porque no les gusta que los anuncios interrumpan su navegación o les parece que el diseño de los mismos es molesto y hace más lento el navegador. A su vez, casi la mitad de los usuarios encuestados consideraban que los anuncios eran irrelevantes.

Si a este tipo de paradigmas le sumamos el fraude de los falsos clics y el “tráfico no humano”, tendrémos una pérdida de ingresos potenciales enormes.

“El auge de la publicidad digital ha traído consigo riesgos para las marcas, como el fraude. Ante esto, herramientas como el sistema Double Verify han sido algunos de los principales recursos de Teads para que los anunciantes obtengan resultados reales, a través del acceso a un inventario confiable con filtrado previo que reporta tráfico generado únicamente por personas”, explicó la experta de Teads en México.

La utilización de tecnología permite potenciar las campañas digitales, es por ello que se ha convertido en una de las principales inversiones de los anunciantes para el 2019. De esta manera, buscan llegar al usuario con contenidos acorde a sus gustos, logrando no sólo una conexión duradera con la marca, sino también eliminando los ad-blockers en sus publicidades.

Deja un comentario