La implementación de inteligencia artificial en diferentes industrias ha traído consigo profundos cambios en los procesos de producción. Sin embargo, es la industria bancaria la que se ha visto mayormente beneficiada por este tipo de tecnología.

Los chatbots son el mejor ejemplo de cómo los bancos han aprovechado los avances tecnológicos. “Los chatbots son una gran manera de empacar los beneficios de una serie de tecnologías como inteligencia artificial, y hoy son capaces de responder más del 90% de las preguntas que hacen los usuarios”, apuntó Gustavo Parés, director general de la empresa de IA Nearshore Delivery Solutions, en el marco del evento global llamado Ingram Micro Cloud Summit 2018, que se llevó a cabo en Boca Raton los días 1 y 2 de Mayo de 2018.

El evento, que se lleva a cabo cada año, busca reunir a expertos tecnológicos de todo el mundo para hablar de las innovaciones en tecnología en la nube y lo que tienen para ofrecer al mercado.

A propósito de los chatbots, Parés recalcó que anteriormente los bancos mexicanos tenían a personas respondiendo las dudas de sus clientes a través de llamadas o chats en línea, lo que resulta muy caro de administrar de forma eficiente. Motivo por el cual el complementar las áreas de atención a cliente con Chatbots ha ayudado a reducir los tiempos de respuesta significativamente, mejorando la experiencia del usuario y permitiendo a los agentes dar un trato más personalizado a los clientes.

“La banca está comenzando a aprovechar el potencial de esta tecnología la cual se puede implementar en México en tiempos reducidos sin mayor impacto a la operación o a los sistemas existentes,” detalló Parés.

En un informe realizado por BI Intelligence que analiza los factores que hicieron posible la proliferación de los chatbots en el sector bancario, se encontró que los bancos se encuentran siempre presionados por ser competitivos y en una constante necesidad de innovar. Prueba de ello es que el 87% de los bancos a nivel mundial afirma que ya cuentan con un chatbot o con planes para implementarlo en un futuro próximo.

Con un público cada vez más familiarizado con la tecnología, los bancos se enfrentan a la necesidad de crear experiencias personalizadas más óptimas, inmediatas y eficaces para sus clientes.

Además, se trata de una solución que una vez desarrollada, es fácil de implementar en otros mercados, maximizando así su impacto en la industria bancaria.

“Hemos colaborado con muchas empresas para implementar chatbots como servicio al cliente y les parece muy atractivo porque es rápido, abarata costos y te permite crear analítica de todo este proceso para mejorar el servicio”, agregó Parés.

En un futuro, adelantó Parés, podremos observar el perfeccionamiento de asistentes financieros virtuales que permitan tomar mejores decisiones financieras, además de ofrecer en venta y de forma natural los miles de productos financieros que los bancos tienen en su catálogo.